martes, agosto 21, 2007

El maratón más largo del mundo

¡Hoy un post ligerito, que es verano!
¡Y allá van de nuevo!
Una vez al año, a principios de septiembre, se corre en la región vinícola de Médoc, al norte de Burdeos, una de las más descacharrantes pruebas deportivas del mundo: el Maratón de Médoc. A pesar de que la prueba tiene el recorrido estándar de cualquier maratón (42,195 km) está considerado el maratón más largo del mundo. La mayor parte de los participantes no consiguen acabar la prueba, y otros pueden llegar a tardar más de doce horas. A pesar de lo cual la prueba recibe anualmente miles de solicitudes de participación de las que sólo 8000 afortunados consiguen ser seleccionados, pasando los restantes a una lista de espera.
Y, ¿qué es lo que hace tan especial esta carrera?
Oh, su recorrido, sin duda.
Avituallamiento
Un recorrido especialmente seleccionado a través de los hermosos paisajes de la región, a través de estrechos caminos entre enormes viñedos y de hermosos pinares.
Y de cincuenta châteaux estratégicamente diseminados por el recorrido, en los que los competidores pueden detenerse a catar gratuitamente los vinos de la región.
De veintidos puntos de avituallamiento en los que los corredores pueden saciar su sed con más vino.
De otros veintiun puntos de degustación y avituallamientos especiales en los que se puede acompañar el vino con quesos y embutidos de la región.
Y además, 25 grupos musicales que jalonan el recorrido animando a los corredores con todo tipo de ritmos.
Y además, la mitad (creciente) de los participantes y espectadores van disfrazados.
Y además, al día siguiente se realiza una jornada de recuperación, un paseo a pie de 9 kilómetros de degustación de vinos y celebración gastronómica.
Teniendo en cuenta las eses que acaban haciendo los participantes, no extraña que la prueba, creada en 1984, se haya ganado el apelativo de "maratón más largo del mundo".
Definitivamente, estos franceses sí que saben hacer deporte.
¡Venga, chicas, un poquito más!